martes, 12 de enero de 2010

CIRCULAR ALREDEDOR DEL PEÑÓN GRANDE DESDE EL BOYAR

Clásica ruta circular alrededor del Peñón Grande de Grazalema con principio y final en el Puerto del Boyar (1.110 m), esta vez con el aliciente de patear la nieve caída un par de días antes. Fecha de realización: mañana del 9-Enero-2010.
Vista de la ruta en Wikiloc. Pulsa aquí
Disponemos de una ficha de la ruta, realizada en sendito contrario a esta, y saliendo de Grazalema. Puedes consultarla pulsando aquí.



Se inicia la ruta en el puerto del Boyar y es inevitable tomar una instantánea del Salto del Cabrero que recibe los primeros rayos del sol. La casa de las Albarradas y el Corredor aún permanecen en sombra.

Iniciamos es ascenso camino de las Presillas y pronto encontramos una de las fuentes que con sus aguas forma el río Guadalete. Parte de ese agua se ha congelado. La temperatura es de unos tres grados bajo cero.

Camino del puerto encontramos este bosquete de pinos. Hay menos hielo y más nieve en polvo. Somos los primeros senderista de la mañana. Las pisadas son de caminantes del día anterior, suavizadas por la nieve removida por el viento.

El agradable sol nos sorprende ya muy cerca de las Presillas. Hasta ese momento las últimas estribaciones del Peñón Grande han ocasionado una gran umbría en la zona. Aquí llegamos a los -5º C.

Superado el puerto de las Presillas (1.257 m) miramos hacia atrás para deleitarnos con la crestería de la Sierra del Pinar, vista desde la Sierra del Endrinal. Dos macizos muy cercanos y geológicamente muy distintos. Entre ambos el Corredor del Boyar.

Ya estamos bajando hacia los Llanos del Endrinal cuando nos encontramos con uno de los Pozos de Nieve usados hasta el siglo pasado para almacenar este preciado regalo de la naturaleza.


Tenemos ante nosotros los Llanos del Endrinal (1.062 m).

Esta gran dolina está colonizada por un bosquete de pinos y endrinos de pequeño tamaño. A su alrededor los principales cerros de la Sierra del Endrinal: Simancón, Reloj, Yedrales y Peñón Grande.


Nuevamente nos elevamos hasta el Pto. del Endrinal (1.100 m), camino de Grazalema. Al fondo vemos la cañada que traíamos por la que iba el antiguo camino de Grazalema a Benaocaz.


En plena Cañada Mahón y donde el Peñón Grande es más abrupto y las paredes casi verticales encontramos este grupo de cabras montesas pastando tranquilamente y disfrutando de la soleada mañana. Haz clic sobre la foto para que puedas verlas mejor.


En el fondo de la hondonada nos espera Grazalema, aún cubierta por la nieve. Ahora debemos continuar hasta enlazar con el camino de los Charcones que nos llevará al Boyar.

Poco después de cruzar el primer puente sobre el Guadalete, con agua pura y cristalina procedente del deshielo, encontramos este rápido que se forma al salvar un pequeño desnivel rocoso.


El camino de los Charcones en la zona de umbría permanece totalmente helado.

Son varias las veces que debemos cruzar nuestro río por artesanales puentecillos de madera.

Y por fin, tras 7 km de recorrido y unas tres horas de agradable paseo y paradas para admirar la primera nevada sobre el Parque Natural Sierra de Grazalema, volvemos al lugar de partida. El sol está ya lo suficiente alto en el horizonte para iluminar el estrecho valle que forma este débil arroyo llamado Guadalete al que le esperan muchos kilómetros hasta desembocar en El Puerto.


Una última mirada atrás para, desde el mirador del Boyar, ver la crestería que forma el Peñón Grande que acabamos de bordear. Es la una del mediodía y con dificultad logramos abandonar la zona en la que ya se acumulan decenas de coches, unos aparcados correctamente, otros en cualquier sitio, impidiendo el paso a los que pretenden llegar a Grazalema.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Magnífica ruta. Sentí no poder ir