lunes, 11 de julio de 2011

MARCHA NOCTURNA Y TALLER DE ESTRELLAS EN EL PUERTO DE LAS PRESILLAS

El Parque Natural Sierra de Grazalema y La Consejería de Medio Ambiente, en el marco del programa de educación ambiental de la Reserva de la Biosfera Intercontinental del Mediterráneo (Programa INTERGRARBIM), tenían convocadas para el pasado 9 de Julio diversas actividades entre las que se encontraba una "Marcha nocturna y taller de estrellas y constelaciones". A la hora fijada acudimos varios componentes del Grupo de Senderismo El Tercer Tiempo.
Puedes ver una ficha de la ruta en nuestra web Grazalema-PtoPresillas-PtoBoyar.
También puedes encontrarla el track en Wikiloc.En esa ocasión salimos desde el Pto. del Boyar pero realizamos el mismo círculo, con la particularidad de hacer la ruta tras una fuerte nevada. Enlace a esa ruta.
El grupo, formado por unas 35 personas (unos 20 inscritos faltaron a la cita impidiendo la asistencia de otras personas interesadas) se reúne en las cercanías del camping Tajo Rodillo para recibir las primeras explicaciones de los monitores Dani y Zulema que situaron geológicamente el lugar a visitar.
La tarde caía cuando sobre las 19:30 iniciamos la subida, protegidos por la sombra del Peñón Grande, a través de la Cañada Mahón camino del puerto y del llano del Endrinal.
En la misma cancela de entrada encontramos uno de los nuevos paneles informativos colocados durante los últimos meses. En este caso se trata de un pozo de nieve. Más adelante podremos ver uno de ellos, muy cerca del Pozo [de agua] de las Presillas.
El primero de los descansos lo realizamos pronto. La inclinación de la cañada se nota: en poco trayecto tenemos que pasar de los poco más de 900 m de la salida a los casi 1.100 del Pto. del Endrinal. Aprovechamos para ver esta reciente restauración. Para el grupo no quedaba muy claro si se trata de una era o de un antiguo corral, ya que falta en el lugar un panel explicativo.
A medida que nos elevamos y ganamos altura se amplía nuestro horizonte y pronto aparecen algunas casas de Grazalema, la curiosa formación que "sujeta" en parte a la presa del Fresnillo conocida como la Cresta del Gallo y más lejos el cerro Malaver con Montecorto a sus pies.
Pronto coronamos el breve puerto y bajamos a los Llanos del Endrinal, también adecentados recientemente en su cerramiento. Cuando iniciamos la subida a través de la cañada de la Presillas nos sorprende un joven cérvido cruzando la calcárea ladera. Más adelante vimos a una madre con su último retoño. El cielo también estuvo animado con varias especies de águilas y alcones que nos sobrevolaron.
Dejamos el poljé de Los Llanos tras la ladera derecha y una mirada atrás nos permite ver como nos elevamos camino de los pozos de nieve y y de la breve acampada que haremos en el puerto. Hemos querido añadir a continuación una foto tomada de este lugar pero en época invernal, con la nieve cubriéndolo.
Foto tomada en la mañana del 9 de Enero de 2010. El día amaneció soleado pero aún quedaba bastante nieve sobre todo en la gran dolina cuadrangular de los Llanos del Endrinal.
La tarde se nos marchaba por momentos, tomando el relevo la Luna, que ya en fase de cuarto creciente, trataba de imponerse sobre el peñasco iluminado por los últimos rayos solares.
Otro nuevo cercado nos sorprende a los que hacía cierto tiempo que no pasábamos por este lugar. Nuevas discusiones sobre el origen del mismo. Esta vez si hay un panel informativo.
Acudimos a dicho panel para ilustrarnos pero está referido a las estructuras conocidas como dolinas y su formación y está claro que este cercado artificial, tanto en la actualidad y en su origen no es una dolina. Para más lío aparece fotografiado también un pozo de nieve que nos despista aún más; ese pozo lo encontramos metros más arriba. Abandonamos rápidamente el lugar para  fotografiar los últimos rayos del Sol que ya a esta hora sólo logran iluminar las partes más altas de los cerros.
Cuando llegamos al puerto el Sol ya se ha ocultado tras la Sierra del Pinar quedándonos al menos su impresionante silueta. Desde esta perspectiva el pico más alto parece el San Cristóbal, ya que el Torreón queda oculto tras algún otro pico secundario en la parte central izquierda de la crestería.
Reponemos fuerzas sobre unas rocas planas en las que extendemos las esterillas y nos preparamos para disfrutar del cielo. La Luna nos privará de la visión de las estrellas de menor rango pero nos permitirá ver todo el grandioso lugar que nos rodea impregnado de su plateada luz.

Con una buena explicación por parte de de nuestros monitores Zulema y Dani recorremos la bóveda celeste ayudados por planisferios, móviles y un láser que se movía con agilidad saltando de la Osa Mayor a la Menor, de Casiopea a la Corona Boreal o tratando de no molestar con su luz al agresivo Escorpión.

Pasada la media noche bajamos hasta el Boyar en perfecta formación de frontales y linternas y de allí, por el camino de los Charcones, hasta Grazalema. Casi 7 km por un lugar que no pierde nunca en belleza, da igual visitarlo de día que de noche, en primavera o en otoño, en pleno verano que tras una nevada.
Gracias a los monitores de Genatur por su amabilidad y buen trabajo y a las entidades organizadoras animarlas a repetir el próximo verano.